Denuncia “brutal campaña” contra civiles en Sudán del Sur

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Amnistía Internacional (AI) denunció hoy la “brutal campaña” del gobierno de Sudán del Sur y sus milicias contra la población civil cometida entre abril y julio pasados, que ha estado alimentada por la falta de actuación de las autoridades para procesar a sospechosos de crímenes de guerra.

En su informe titulado “todo lo que respiraba fue asesinado”, AI documentó la violencia en los condados de Leer y Mayendit, en Sudán del Sur, basado en los testimonios de unos 100 civiles que huyeron de la ofensiva de las fuerzas gubernamentales y milicias aliadas entre finales de abril y principios de julio de este año.

“La espantosa brutalidad de la reciente ofensiva militar en Sudán del Sur, incluidos el asesinato de civiles, la violación sistemática de mujeres y niñas, y el saqueo y la destrucción masiva, ha estado alimentada por la falta de actuación de las autoridades para procesar o apartar del servicio a sospechosos de haber cometido crímenes de guerra”, indicó.

Un factor clave de esta brutal ofensiva ha sido el hecho de que no se llevara ante la justicia a aquellas personas responsables de haber participado en previas oleadas de violencia contra civiles en la región, dijo Joan Nyanyuki, directora de AI para África Oriental.

“Aunque los condados de Leer y Mayendit se han visto duramente golpeados por la violencia en el pasado, el gobierno de Sudán del Sur sigue dando vía libre a a los presuntos perpetradores para cometer nuevas atrocidades. El resultado ha sido catastrófico para la población civil”, precisó.

Entre los testimonios recogidos, hay denuncias de persecución por parte de soldados y milicias, incluso utilizando vehículos anfibios para perseguir a las personas que habían huido a los pantanos cercanos, violaciones en grupo de niñas y niños.

Según testigos, la ofensiva estuvo caracterizada por una brutalidad terrible, pues se registraron asesinatos de personas mayores que no pudieron huir y murieron quemadas vivas en sus viviendas, colgadas de árboles o atropellados con vehículos blindados.

AI, con sede en Londres, llamó al gobierno de Sudán del Sur a poner fin a los abusos contra los derechos humanos y a establecer el Tribunal Híbrido para Sudán que está pendiente desde 2015, además exhortó al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a hacer cumplir el embargo de armas adoptado en julio pasado.

La campaña se llevó a cabo en vísperas de que el gobierno y opositores alcanzaran un acuerdo de paz en agosto pasado, un pacto que ratificaron hace dos semanas en Etiopía.

El conflicto en Sudán del Sur se inició en diciembre de 2013, dos años después de la independencia del país de Sudán, cuando el presidente Salva Kiir acusó a su entonces vicepresidente y hoy líder opositor, Riek Machar, de orquestar un golpe de Estado.

Desde entonces el conflicto ha dejado unos 50 mil muertos y 2.5 millones de desplazados y refugiados en países vecinos.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.